Saltar enlaces

Secretos del Teatro de Improvisación: Entrevista a Diego Ingold

En esta cuarta entrevista tenemos como invitado a Diego Ingold, Licenciado en Arte Dramático y Diseño Gráfico. Cofundador del Centro Cultural ” EnLaEsperaTeEsquino”, Diego es también Artista Plástico, y Profesor/Actor de la Compañía/Escuela TrampaTeatre (de la que yo mismo fui alumno durante unos meses). Sigue a Diego en Twitter: @DiegoIngold.

7 preguntas a Diego Ingold

1) ¿Qué aplicaciones prácticas tiene el teatro de improvisación y cómo te ha ayudado este entrenamiento en la vida cotidiana?

De manera práctica, lo que me ha aportado es poder vivir del teatro. En un momento donde todo es de usar y tirar y las cosas tienen que ser inmediatas, hemos encontrado una vía donde el producto final es directamente el primer ensayo. Durante el día a día, es genial ver como ese trabajo de inmediatez y de espontaneidad ayuda a resolver con la misma frescura el resto de las cosas. Reuniones, entrevistas, debates… 

2) ¿Qué es lo más importante a tener en cuenta para improvisar y enganchar al público con lo que haces en escena?

Escuchar a tus compañeros. Generamos siempre sobre lo que hay sobre lo que ya se ha dicho. ¿Qué me quiere decir el otro actor con lo que dice? ¿Con lo que hace? Es algo que quizá también podría incluir en parte de la primera respuesta, como una de las cosas que ha mejorado en mi vida diaria. 

El público se engancha a la risa, a lo fresco, al vértigo que encuentra en los actores, sabiendo que todo está siendo inventado al momento. Supongo que es muy importante que las historias que contemos sean interesantes, pero sobretodo crear esa complicidad con el público donde todos entienden que estamos todo el rato en una cuerda floja.

3) ¿Cómo influye la expresión corporal en el resultado?

Desde mi punto de vista, es básico. En el teatro no podemos jugar a mínimos. Cualquier gesto que hagas, cualquier expresión o estado de ánimo debe verlo tanto el que está sentado en primera fila, como una abuela con cataratas en la fila 30. No existen los primeros planos como en cine, no cabe lo hiperrealista, necesitamos expresar todo con el cuerpo. Levantar una ceja o fruncir el ceño deja muchas dudas a más de 4 metros de distancia.  

Por otra parte, necesitamos ocupar el espacio. Despertar al público todo el tiempo, y para eso necesitamos movimiento. 

Además, concretamente en la impro, no sabemos cuál va a ser la escenografía ni el vestuario. Como toda la información aparece sobre la escena, la pantomima juega un papel crucial a la hora de dibujar espacios. Nuestras herramientas físicas son las únicas que pueden diferenciar el interior de un bar, a una playa de un museo.  

4) ¿Cómo logras encauzar una función cuando notas que el público no se lo está pasando tan bien como esperabas?

Volviendo a él. Hagamos partícipes a las personas que no se sienten dentro de un proyecto. Si la impro no es para el público, que el público decida para donde debe continuar. A la gente le encanta poder incorporar sugerencias y ver como nosotros nos quemamos el cerebro intentando hacer que todo encaje. 

5) ¿Cómo logras la sincronización con el resto de tus compañeros cuando sois varios en escena, para evitar pisaros o solaparos?

Es lo que te comentaba antes, la escucha. Con horas de vuelo te vas dando cuenta de cuando faltas y cuando sobras. De cuando puedes añadir información y cuando necesitas resolver la que tienes. De todas maneras, por encima de todo, necesitamos compañeros en los que podamos CONFIAR.

6) ¿Qué hace falta en una persona para llegar a ser actor de impro, aunque sea de forma “amateur”?

Nosotros tenemos una escuela, con una formación de dos años, donde enseñamos todas las herramientas y normas. Después muchos alumnos se juntan para practicar por su cuenta y acaban haciendo pequeñas funciones. Lo más importante acaban siendo las horas de vuelo. Es con el público donde te das cuenta de qué cosas funcionan.

7) ¿Algo más que quieras añadir?

Pues quería darte las gracias. No hay muchas veces donde encuentre excusas para hablar de esta pasión que tenemos, y estoy muy contento de haberla podido compartir contigo y tus lectores.

¿Has estado alguna vez en una función de teatro de improvisación? ¿Cómo ha sido la experiencia? ¿De qué manera puede ayudarte ser capaz de improvisar rápida y eficazmente cuando comunicas con los demás? Compártelo en la sección de comentarios y continúa el debate.

ENTRADAS RELACIONADAS:

¿Te gustó el artículo?

Suscríbete a mi newsletter y comienza a transmitir seguridad, a comunicar con pasión y a construir tu futuro.

Sin historias. Sólo contenido de valor.

Interacciones del lector

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *